ENCOVI: 61,2% de los venezolanos se acuestan con hambre

0
957
views
Zuma Seguros

La más reciente encuesta Encovi (Encuesta Nacional de Condiciones de Vida Venezuela 2017) en su apartado Alimentación, reveló  que el 61,2 por ciento de los ciudadanos consultados se acuesta con hambre. Los resultados aportados por este instrumento, nacido de la Academia, contienen datos que cada uno por su importancia son dignos de comentarios y análisis por mucho tiempo. Dado el vertiginoso ritmo de la información y del poco personal con el que disponen actualmente los medios de comunicación, se han quedado algunas estadísticas en el tintero.

La gravedad del dato inicialmente expuesto en esta columna se fundamenta en que 78,6 por ciento no ha tenido el suficiente dinero para comprar o no ha conseguido los alimentos que necesita.

Encovi concluye ese apartado señalando que apegados a los parámetros metodológicos que se deben respetar en estas mediciones, el 80% de los hogares en Venezuela padecen inseguridad alimentaria.

Ver expresada estadísticamente la realidad que todos sabemos y percibimos empíricamente es duro. La percepción individual se alinea a la medición científica, dejando poco espacio para la duda sembrada desde las filas oficiales sobre el desconocimiento de la existencia de una crisis alimentaria.

Por esta razón los sectores más vulnerables del país, deben perseguir dos cosas: cualquier oferta o venta supervisada producto de la confiscación o las dádivas que se obtienen con el carnet de la patria.

Como recientemente confirmó una encuesta de Datanálisis cada vez más ciudadanos dependen de alguna forma de asistencia del Estado. El mecanismo más recientemente mencionado en este aspecto es el sistema de bonos que el Ejecutivo ha anunciado desde finales del pasado año.

Ya finalizando 2017 era claro ver como la intención del gobierno era hacer más dependiente al venezolano de a pie de sus políticas populistas para atarlos a su voluntad electoral. En esta misma página de Venepress  denominé este plan como el triángulo perverso: carnet de la patria, bolsa clap y voto.

¿Cuál será la proyección para los próximos meses?

Empíricamente creo que la dependencia aumentará, pues si no se pone fin a financiamiento del déficit del gasto público con dinero inorgánico la hiperinflación seguirá desbocada. Esto hace más difícil que se pueda vivir del salario, no importa cuántas veces los aumenten por decreto.

¿Todos tendremos que sacarnos el carnet de la patria para sobrevivir? 

Es la interrogante que dejo a todos para el análisis en esta oportunidad. Particularmente creo que la reserva moral del venezolano y su creatividad reforzada se impondrán. 

Reseñó: Venepress 

DEJA UNA RESPUESTA

Escriba su comentario
Por favor ingresa tu nombre aquí